El alcalde de Lares asegura que su hijo lo sustituirá en el cargo "porque Dios me lo dijo"

Roberto Pagán Centeno, izquierda, junto a su nieto Roberto Carlos Pagán, quien es candidato a la presidencia estatal de la Juventud del PNP. (semisquare-x3)
Roberto Pagán Centeno, izquierda, junto a su nieto Roberto Carlos Pagán, quien es candidato a la presidencia estatal de la Juventud del PNP. (Ramón “Tonito” Zayas)
Al tiempo que adelantó que la próxima semana estará anunciando cuándo renuncia a su cargo, el alcalde de Lares, Roberto Pagán Centeno, dijo ayer que su hijo Carlos “Papo” Pagán lo sustituirá en la poltrona municipal “porque Dios me lo dijo”.

Pagán Centeno es uno de tres alcaldes incumbentes que han optado por renunciar al cargo antes de que finalice su término en el 2020. El primero en hacerlo en diciembre pasado fue el de Peñuelas, Walter Torres. El alcalde de Barranquitas, Francisco López, al igual que el de Lares están próximos a renunciar, según han dicho sin precisar la fecha.
“Es posible que la semana que viene yo anuncie cuándo va a ser mi término en el municipio y lo van a saber ya mismo”, dijo el alcalde a preguntas de El Nuevo Día y luego de participar de la reunión del Directorio del Partido Nuevo Progresista (PNP) celebrada en un restaurante de Aguadilla.
“Ya está decidido. (Será) antes de junio (que presente la renuncia)”, agregó Pagán Centeno, quien dirige Lares desde el 2005.
Dijo que no quería divulgar la fecha de su renuncia para “evitar confusiones”.
“Es un compromiso que hice ya con mi familia de aguantarme para hacerlo en el momento preciso y así va a ser. Para la semana que viene lo van a conocer”, afirmó el alcalde, quien estaba en compañía de su nieto, Roberto Carlos Pagán.
Pagán Centeno reconoció que su hijo ya está en campaña política para sustituirlo en el cargo y no dudó en decir que prevalecería.
“Y va a ser el próximo alcalde de Lares”, soltó el funcionario.  
¿Por qué está tan confiado?, cuestionó este diario.
“Porque Dios me lo dijo”, contestó el alcalde.
Mientras, el hijo del alcalde aspira a convertirse en el próximo primer ejecutivo de Lares, el nieto del alcalde busca ser electo el próximo 2 de marzo presidente estatal de la Juventud del PNP. Ese puesto se lo disputan Pagán y Willer Vélez.
El nieto del alcalde es el director del Programa de Desarrollo de la Juventud, antes la Oficina de la Juventud del gobierno. El hijo del alcalde, quien ya está en campaña, trabaja con el presidente cameral, Carlos “Johnny” Méndez.
Vélez ha denunciado falta de objetividad en el proceso que desembocará con la elección del presidente de la Juventud del PNP. Pagán negó las imputaciones y dijo que ha sido un proceso “lo más transparente posible”. Pero rehusó decir si el gobernador Ricardo Rosselló Nevares favorece su aspiración.
Entretanto, Vélez se mostró confiado en que prevalecerá en la votación.
“Espero que sea un proceso transparente y después de eso, ir unidos. Vamos a prevalecer en grande”, afirmó.

Con la tecnología de Blogger.